Sabemos que muchos estudios han demostrado que la alimentación y las emociones están directamente relacionados, dependiendo de cómo te sientas, comes de una manera u otra y dependiendo de lo que comas puedes mejorar o empeorar tu estado emocional.
Reduce tu ansiedad.
La serotonina es una de las principales hormonas que se encargan de producir en el organismo la sensación de placer, bienestar y armonía, alejando del cuerpo la sensación de ansiedad. Podemos ayudar al cuerpo a crear esta sensación consumiendo alimentos que contengan su precursor.
Los alimentos especialmente ricos en triptófano, que por lo tanto, aumentan los niveles de serotonina, se encuentran el pavo, pollo, leche, queso, pescado, huevos, soja, calabaza, nueces y alguno más.

 

ANA GOLPE – NUTRICIONISTA

981.150.026

Ir arriba
No sabemos que pensará nuestra nutricionista Ana Golpe, pero no nos queda otra que usar cookies para que esta web funcione correctamente.    Personalizar
Privacidad